domingo, 21 de marzo de 2021

Escribano montesino


Los días previos al despunte primaveral, hacen que las aves estén muy activas por el proceso ampliatorio de la luz diurna (fotoperiodo). Fotoperiodo, es la cantidad relativa de luz y oscuridad en un periodo de veinticuatro horas. Éste, aúna el proceso planificador, en el caso de las aves, del momento adecuado para preparar la reproducción teniendo en cuenta la construcción del nido, las cópulas, el cúmulo de nutrientes para la producción de huevos etc.
Según David Lack, no comienzan las aves su ciclo reproductor amoldándose a la mayor cantidad de alimento disponible como sugerían otros investigadores, si no por la duración del día.
“Un individuo que inicie la reproducción con una duración del día cuyo resultado sea tener polluelos en el momento adecuado dejará muchos descendientes, y los genes para reproducirse en el momento adecuado se heredarán en la siguiente generación. Aquellos individuos que respondan a una duración del día equivocada -y se reproduzcan demasiado pronto o demasiado tarde- dejarán pocos descendientes, si es que dejan alguno, y serán meros recuerdos en la evolución”.

Así, encuentro al macho de escribano montesino Emberiza cia ocupado en advertir con su canto a los rivales del comienzo de un periodo de dispersión y emparejamiento. Ya no serán bienvenidos otros machos competidores a su territorio, tan sólo las hembras que vean en él al consorte adecuado para iniciar la cría.








       

17 comentarios:

  1. Ahhhh... quanta formosura! Este sim é como o nosso tido tico, muito a gosto e desinibido.
    Um beijo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, qué memoria tienes para los pájaros. Los dos tienen un gran parecido aunque, el escribano montesino tiene los rasgos de la cabeza menos marcados.
      Los dos son muy vistosos.
      Besos...

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Sí, tiene unos colores y dibujos muy llamativos.
      Feliz semana para ti también.

      Eliminar
  3. Infaltable este pararillo por los roquedos de mi tierra.
    Están todos ahora a tope con los cantos y ya mismo se les unen los que están a punto de llegar de viaje.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Allí en el pueblo hace una rasca del copón, será por la cercanía de Molina de Aragón. Aunque abandonan las zonas altas de las sierras por el frío, por aquí aguantan bien los montesinos.
      Ahora hay buen flujo prenupcial de los que van llegando. Más apretadicos durante el paso, hasta que cada uno alcance su hogar territorial.
      Saludos.

      Eliminar
  4. Como siempre, muy interesante lo que nos cuentas; no sabía eso del Fotoperiodo. A este no lo he visto todavía y bien que me gustaría; tiene un colorido muy bonito
    Bonitas fotos
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es bastante confiado, pero, tiene un camuflaje entre matorrales muy efectivo. Se suele escuchar su fino reclamo, y resulta difícil adivinar la procedencia. Sale a escasos metros, ahuyentado, cuando avanzas por alguna senda y, si hay suerte, se puede posar en algún arbusto cercano dejándose ver.
      Como se aprecia en las fotos pequeñas, los colores del escribano montesino con el entorno rocoso y los líquenes es bastante similar. El mimetismo perfecto.
      Lo verás.
      Saludos.

      Eliminar
  5. Hace unos días tuve a un macho delante en pleno frenesí, menudo concierto me dio. Fantástico reportaje, me ha gustado mucho. Un abrazo desde Cantabria.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No habrá otros pájaros tan agradecidos para fotografiar que los escribanos, siempre tan confiados.
      Otro abrazo.

      Eliminar
  6. Muy interesante la entrada con un pajarillo precioso y muy agradecido a nivel fotográfico. Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por fortuna abundan en las laderas rocosas de mi pueblo y, siempre, me ha gustado una barbaridad toparme con ellos en mis paseos de monte.
      Saludos.

      Eliminar
  7. Aquí amanece muy temprano, y ya desde las cinco y pico se puede escuchar el piar de las aves. No se me ocurre mejor forma de despertar. Por fin van quedando atrás los cortos días del invierno y podemos disfrutar de más horas de luz.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estos meses son una verdadera maravilla con el despertar de tantas aves en sus quehaceres reproductores.
      Hay que aprovechar ahora que la vida está en plena ebullición.
      Saludos.

      Eliminar
  8. Qué artículo más interesante! Si queréis aprender sobre el significado de los árboles en los sueños os recomiendo este
    https://arbol-de-mi-vida.com/blogs/arbol-de-la-vida/sueno-arbol

    ResponderEliminar